Receta: Sopa de tomate…y tortellini

Una sopa sana, fácil y ligera..Y si la queremos de plato único, ¿por qué no añadir unos tortellinis en su bol? 
Lo he probado: ¡¡un resultado divertido y buenísimo!!

La base de una sopa es siempre la misma: verduras, agua, pastilla de caldo, y sal&pimienta. Aconsejo siempre poner una cebolla, un puerro o una patata. Dará consistencia y sabor.

Ingredientes para la sopa de tomate:


6 Tomates frescos y maduros;
2 Zanahorias;
2 Apios;
2 Cebollas;
2 Cabezas de ajo;
2 Pastillas de caldo de pollo;
800g Tomates peleados y troceados/ o triturados (en lata);
Albahaca (si tenéis fresca, mejor será),
Pimienta & Sal
Aceite de oliva.
… y agua por supuesto
 
 

Pasos para hacer la sopa:

Preparar las verduras: pelar y cortar las zanahorias, las cebollas, el apio y los ajos en grandes trozos.

En una olla, poner un poco de aceite de oliva y las verduras. Mezclar un poco, y dejarlas “sudar” .

No se si se trata de una expresión culinaria famosa en castellano, pero en francés nos gusta hacer sudar las verduras, es decir, dejarlas cocinar con una materia grasa a fuego medio para que las verduras expulsen lo que se llama el agua de vegetación. Por ejemplo, pochar las cebollas es una manera de hacerlas sudar.
En otra olla, calentar el agua con las pastillas de caldo. Un truco de mi abuela belga es siempre poner un caldo caliente sobre las verduras.
Cuando las verduras estén bien pochadas (“sudadas”), añadir el caldo caliente un poco menos como para cubrir las verduras (no poner demasiado y no tirar el resto), los tomates frescos enteros y la lata de tomates troceados. Bien mezclar y llevar a ebullición. Dejar hervir a fuego lento hasta que las verduras estén todas blandas (lo podemos evaluar en función de las zanahorias).  +- 20 minutos.
Cuando las verduras estén blandas, sacar del fuego, salpimentar y añadir un poco de albahaca (fresco, mejor).
Ahora toca pasar la sopa por la licuadora hasta lograr una crema suave sin grumos. Otro truco (esta vez, es de mi suegra) es hechar en la olla un chupito de aceite antes de triturarlo. Dará una textura muy cremosa.
La sopa de tomate está lista. Se puede comer sola o también para hacer un plato original, le podemos añadir unos tortellinis.  Si es el caso, podéis aprovechar el caldo no utilizado para hervir la pasta. ¡Lo he probado, y queda buenísimo!
Para conservar la sopa (sin los tortellinis), se puede congelar perfectamente. Una buena manera es ponerla en bolsas zip y congelarlas de una forma plana. Así, ahorramos espacio en el congelador ;)
sopa tomate tortellinisopa tomate tortellinisopa tomate tortellinisopa tomate tortellinii
– Bon appétit a todos –
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s